Search
Close this search box.
Search
Close this search box.
Ejercicios para fortalecer los músculos del ojo

Ejercicios visuales para fortalecer los músculos del ojo

¿Alguna vez te has sentido cansado después de pasar largas horas frente a una pantalla de computadora o de teléfono móvil?

Si es así, no estás solo. El uso excesivo de pantallas puede ejercer una presión significativa en los ojos, causando fatiga y otros problemas visuales.

Afortunadamente, hay una solución fácil y efectiva: los ejercicios visuales. Al igual que los músculos de tu cuerpo, los músculos de tus ojos también necesitan ejercicio para mantenerse fuertes y saludables.

Éstos los podemos distinguir de dos tipos: los activos, que se prescriben para problemas visuales determinados, y los de relajación, que se prescriben para la relajación de la vista.

Con solamente dedicar 10 minutos al día a realizar este tipo de ejercicios visuales, y seguir ciertas recomendaciones como la de la regla 20-20-20, reduciremos en gran parte el cansancio visual al final del día.

Pero si experimentas problemas oculares persistentes, siempre es mejor consultar a un optometrista especializado en terapia visual y que te realice un plan de ejercicios a tu medida.

En esta entrada de blog, te enseñaremos algunos ejercicios visuales simples pero efectivos que puedes hacer en cualquier momento y lugar para fortalecer los músculos de tus ojos y mejorar tu visión.

Top 5 de ejercicios visuales para fortalecer los músculos del ojo

Dentro de los ejercicios existentes, podemos destacar 5 ejercicios, que realizándolo todos los días durante 10 minutos, podremos reducir en gran medida la fatiga ocular y mejorar la salud de los músculos del ojo.

Ejercicio de parpadeo

Parece simple, pero el parpadeo es un ejercicio esencial para mantener los ojos hidratados y relajados. Si pasas mucho tiempo delante de una pantalla, tus ojos pueden sentirse secos y cansados.

Para aliviar la tensión ocular, intenta parpadear conscientemente durante unos minutos. Hacer esto con regularidad también puede ayudar a prevenir la fatiga visual y la sequedad ocular (ojo seco).

Por lo tanto, el ejercicio simplemente consiste en que durante un minuto se intente parpadear conscientemente cada 1-2 segundos.

Enfoque lejos-cerca

Este ejercicio implica enfocar objetos cercanos y luego cambiar rápidamente la vista hacia objetos más lejanos.

Para empezar, coloca tu dedo índice a unos 15 centímetros de tu nariz y enfoca en él durante unos segundos.

Luego, mira un objeto distante, como un árbol o un edificio, durante otros pocos segundos.

Después repite este ciclo durante uno o dos minutos, haciendo un esfuerzo consciente para enfocar en cada objeto y cambiar de manera suave y rápida.

Movimiento circular

Este ejercicio implica hacer movimientos circulares con tus ojos en ambas direcciones. Siéntate cómodamente y mira hacia arriba.

Luego, mueve tus ojos en un movimiento circular hacia la izquierda, haciendo un círculo completo.

Posteriormente repite este movimiento en la dirección opuesta. Haz esto durante unos 30 segundos en cada dirección.

Seguimiento del dedo

Este ejercicio implica seguir un objeto con tus ojos sin mover tu cabeza. Para comenzar, estira tu brazo frente a ti y haz un puño.

Luego, sigue el movimiento de tu puño mientras lo mueves hacia arriba y hacia abajo, de izquierda a derecha y en círculos. Haz esto durante unos 30 segundos.

Palming

Este ejercicio implica cubrir tus ojos con las palmas de tus manos para descansar y relajar los ojos.

Siéntate cómodamente y coloca las palmas de tus manos en tus ojos, asegurándote de que no haya luz que penetre.

Relaja tu cuerpo y respira profundamente durante unos minutos mientras sientes el calor de tus manos en tus ojos.